13 mar. 2009

Credo WICCA - (Versión completa)



Seguir las leyes Wicca debemos, en perfecto amor y perfecta confianza...
vivir y dejar vivir, justamente dar y recibir.
Tres veces el círculo haz de trazar
para a los espíritus malignos así hechar siempre al hechizo finalizar;
Debe al decir, el hechizo rimar, de toque gentil y suave mirada, mucho escucha, habla nada.
Vé en deosil al crecer la luna, cantando a las brujas de la Runa;
Si la luna es nueva, de la Señora, dos veces la mano besarás ahora;
Cuando en su cenit esté la luna lo que desea tu corazón busca.
La ráfaga del Norte debes escuchar, echar llave, las velas bajar;
Cuando del Sur el viento viene, el amor te besará en la boca;
Cuando el viento sopla del Oeste, las almas descarnadas no descansarán;
Cuando el viento sopla del este, espera lo nuevo, arma la fiesta.
Nueve maderos en el caldero van, rápido y lento quemarlas deberás;
El Saúco es el árbol de la dama, no lo quemes, o maldito estarás.
Cuando la rueda comienza a girar arder los fuegos de Beltane debes dejar;
Cuando a Yule a girado la rueda enciende el tronco y el astado reina.
Cuida tu arbusto, árbol y flor, bendecidos por la Señora son;
Donde las ondas del agua van tira una piedra, sabrás la verdad;
Cuando una verdadera necesidad tengas a la codicia ajena no servirás.
No pases tiempo con el tonto si no quieres ser considerado su amigo,
feliz encuentro, feliz partida, abrigan el corazón, encienden las mejillas.
La ley de las tres veces debes recordar, malo tres veces, bueno tres veces;
Cuando la mala suerte te persiga una estrella azul en tu frente lleva;
Siempre fiel en tu amor debes ser o tu amor infiel te será.
Ocho palabras la Rede Wicca es:
*An Ye Harm None, Do What Ye Will*


Este poema recibe el nombre de "Credo Wicca" pero no debe confundirse con la Rede Wicca aunque en el último párrafo se haga alusión a ella. Son documentos separados.
Se especula que éste era un credo mucho más largo pero que se perdió en las sombras de los tiempos. La realidad es que no se sabía nada de él hasta el año 1975 cuando la revista "Green Egg" lo publicó. Al parecer Adriana Porter se lo había enseñado a su nieta Lady Gwen Thompson. Usualmente, se le adjudica su creación a Doreen Valiente, que en su libro "Magia para el mañana" (1978), insertó "El credo de las brujas". Este credo constituye un documento completamente diferente. Las primera notas de la "Rede Wiccae" escrita se atribuyen a John J. Coughlin, en 1964, pero realmente su autoría no está muy clara. La REDE no es este poema, aunque a menudo se tome de referencia como tal, lo cual es un error. La Wicca tiene 13 principios que fueron establecidos en un evento llamado "Witchmeet", en la primavera del 1974, por el "Consejo Americano de Brujos" el cual estaba confirmado por 73 brujas de distintas tradiciones. No significa que estos principios representen a todos los wiccas, aunque son aceptados por la mayoria de los practicantes de esta creencia.
He aquí el texto que se creó: Principios de la Creencia Wiccana Consejo Americano de Brujos, 1974

Introducción: Al tratar de ser inclusivos, no tenemos el deseo de abrir nuestro grupo a la destrucción por parte aquellos en viajes egocéntricos de poder, o las filosofías y las prácticas contradictorias para esos principios. Al tratar de excluir a aquellos cuyas formas son contradictorias a las nuestros, no queremos negar participación a cualquiera que esté sinceramente interesado en nuestros conocimientos y creencias, a pesar de la su carrera, color, orientación sexual, edad, orígenes nacionales o culturales u orientación sexual.

Principios de la Creencia Wiccana:
• 1.Practicamos ritos para armonizarnos a nosotros mismos con el ritmo natural de las fuerzas de vida, señaladas por las fases de la luna, cuartos estacionales y semi-cuartos.
• 2.Reconocemos que nuestra inteligencia nos da una responsabilidad única hacia nuestro medio ambiente. Tratamos de vivir a tono con Naturaleza, en balance ecológico, ofreciendo nuestro compromiso para con la vida y la conciencia, dentro de un concepto evolucionista.
• 3.Reconocemos la existencia de un poder lejos más grande que el aparente para la persona común. Porque es más que ordinario, algunas veces se le llama "sobrenatural", pero nosotros lo vemos como en estado latente dentro de cada uno, potencialmente de alcanzar por todos.
• 4.Creemos que el Poder Creador en el universo se manifiesta a través de la polaridad - masculina y femenina- y que estas Poder Creador está en toda la gente, y las funciona a través de la interacción de lo masculino con lo femenino. No ponemos ningún (género) por encima del otro, por sabemos que cada uno es un apoyo para el otro.
• 5.Reconocemos ambos mundos, exterior e interior, algunas veces conocidos como el Mundo Espiritual, el Subconsciente Colectivo, Planos Interiores, etc.- Y vemos en la interacción de estas dos dimensiones la base para los fenómenos paranormales y para el ejercicio de la magia. No descuidamos ninguna dimensión por la otra, siendo ambas necesarias para nuestra realización personal.
• 6.No poseemos una jerarquía autoritaria, pero honoramos a aquellos que enseñan, respetamos a aquellos que comparten su conocimiento y sabiduría, y agradecemos a quienes valientemente se han dado ellos mismos por el liderazgo.
• 7.En el diario vivir, vemos religión, magia y sabiduría unidas por la forma en que vemos y vivimos el mundo- una visión global, una filosofía de vida que identificamos como Brujería-La Senda Wicca.
• 8.Llamarse "Bruja" no hace una Bruja, pero tampoco lo hace la herencia, ni el coleccionar títulos, grados e iniciaciones. Una Bruja trata de controlar a las Fuerzas que la vida posible dentro de ella misma para vivir sabiamente y hacer su voluntad sin perjuicio para otros y a tono con Naturaleza.
• 9.Creemos en la afirmación y el compromiso con la vida, en una continuación de nuestra evolución y desarrollo de la conciencia, para dar sentido al Universo conocido y a nuestro papel personal dentro de él.
• 10.Nuestra única animosidad hacia la Cristiandad, o hacia cualquier otra religión o la filosofía de la vida, es referente a que tienden a proclamar ser "la única forma" y han tratado de negar la libertad de culto para los otros, y de suprimir otras formas de práctica y creencia religiosa.
• 11.Como Brujas, no estamos amenazadas por los debates de la historia del "Arte", los orígenes de diversos términos, la legitimidad de aspectos diversos de tradiciones diferentes. Estamos preocupadas de nuestro presente y nuestro futuro.
• 12.Nosotros no aceptamos el concepto de mal absoluto, ni adoramos a cualquier entidad conocida como "Satán" o "el Diablo", tan definidos por la tradición cristiana. No buscamos poder a través del sufrimiento de otros, ni aceptamos que el beneficio personal puede estar asociado sólo a la negativa del mismo para otro individuo.
• 13.Creemos que deberíamos buscar dentro de Naturaleza lo que contribuye a nuestra salud y nuestro bienestar.
Muchos Wiccas han caído en varios errores (a mí también me ocurrió cuando empezaba). Ya hemos dicho que el primer error es pensar que la Rede se trata de un poema llamado "El Credo Wicca" y el segundo error es pensar que la REDE nos ordena no dañar.
Si elegimos la frase: "An Ye Harm None, Do What Ye Will", las traducciones al castellano quedan como: "Haz lo que quieras, a nadie dañes" (que es la más común), pero la realidad es otra. El problema es que está en inglés antiguo que, si pasaramos, al contemporáneo sería: "Actions that do no harm may be done as you will". Es decir, "Las acciones que no causan daño, se pueden hacer conforme a tu voluntad".

La diferencia pues radica que con la primera frase "Haz lo que quieras, a nadie dañes" obtenemos una prohibición. Es ciertamente bonita pero irreal ya que, por ejemplo, al ingerir un alimento de origen animal, pues hemos sacrificado un animal, si recogemos hojas para nuestros rituales, dañamos a los árboles, si nos presentamos a un trabajo y nos lo dan, le hemos sacado la plaza a otra persona, si paseamos nuestros perros, pisotean la hierba, etc. Es decir que con el simple vivir de cada día, estamos dañando contínuamente a personas, animales y plantas.

La Rede es la norma esencial de conducta en la Wicca. En consecuencia, todos nuestros actos son libres siempre y cuando no hagamos daño a ninguna persona, ya que entonces, por la ley de tres, esa mala acción repercutirá en nuestras vidas. Pero la Rede la tenemos que entender como un consejo. Te indica el camino de lo que puedes hacer pero no te especifica lo que no puedes llevar a cabo. Usémos el sentido común y aceptemos la Rede como lo que es, y no como excusa para que la gente tenga un buen concepto de nosotros. Usemos nuestras experiencias y nuestros saberes para evolucionar y desarrollarnos a nivel personal y espiritual. Intentar mejorar nuestras vidas y nuestro entorno a través de la Rede.

Podemos ayudar a otras personas aunque no signifique lo mismo que interferir. Cada ser humano debe tener su crecimiento y tenemos que respetar su ritmo. A veces, nuestra ayuda será un consejo, mostrando compasión; hasta algunas veces, rechazando la ayuda directa. Para este último caso, es de más ayuda para los demás, dejarlos que hagan su mayor esfuerzo: dejarlos pensar por ellos mismos

Tenemos que pensar en la acción que menos dolor o daño puede provocar y escogerla sin duda. Muchas veces podemos sentir inseguridad acerca de un tipo de conducta u otra y, de hecho, en la Wicca se suele debatir qué es lo que realmente perjudica a los otros. Es cierto que una acción dañina es mala pero, a veces, no es necesariamente la que causa mayor perjuicio. Como dice Gardner en "The Meaning of Witchcraft", publicado en 1959, "No debemos usar la Magia para ningún fin que pueda hacer daño a alguien, y sí así se hace, sólo puede ser para contemplar el fin de evitar un mal mayor aunque, tenemos la obligación de buscar el camino y la manera de llevarlo a cabo que atenúe, al máximo", el daño. Mediante la Magia, nosotros podemos hacer que algunas cosas tomen un curso diferente del que a lo mejor debían llevar, sin embargo, cambiar la voluntad de alguien para nuestro beneficio o el de una tercera persona no es correcto, ni entra dentro de nuestra ética. La libertad de opinar y decidir, de actuar de cada persona es sagrada, por ello, hay que tener mucho cuidado con hechizos de amor, de trabajo y cosas tales, cuando estamos sintiendo envidia, pesar o rencor en el corazón. En esos momentos, lo importante es actuar con la cabeza y no con el corazón, porque a veces puede traicionarnos y hacernos actuar indebidamente.

Los wiccas no confiesan sus pecados ni tienen absolución de ellos. Se espera que cada persona actúe de acuerdo a su conciencia y con responsabilidad de sus actos. Si uno se equivoca, debe hacer exámen de conciencia y propósito de enmienda. Se entiende que si, realmente, se puede cambiar una situación o hecho que ha resultado erróneo, se hará y, si no es el caso, que la experiencia nos lleve a meditar sobre los impulsos que nos han llevado a realizar tales actos. Implica, además, una conciencia ecológica pues debemos cuidar de la Madre Tierra y de sus hijos. Evitar ensuciarla y reducir nuestra huella ecológica. Retomar el respeto hacia el planeta que habitamos. En definitiva, todo lo que llevamos a cabo tiene repercusiones, buenas y/o malas, y de todo ellas somos responsables. Asunción de nuestros actos por completo. Siempre y cuando, tengamos presente que nuesta vida está llena de matices y que, por tanto, aceptamos la Rede como lo que es, y no la usemos como excusa para que la gente tenga un buen concepto de nosotro@s.

La ley del Eterno Retorno.

"Aquello que hagamos, volverá a nosotros tres veces".

Nuestras buenas acciones, a su vez, también serán recompensadas. Lo negativo regresará a nuestras vidas con mayor intensidad que el mal que hemos causado pero el bien, también se triplicará. No se debe tomar de forma textual, es decir, las cosas no siempre se regresan “3” veces, sino que vuelven a nosotros hasta que hayamos aprendido la lección, una y otra vez. Para ello debemos ser lo suficientemente perceptivos para darnos cuenta de nuestro error o de la buena acción que hicimos, y por lo tanto de lo que se nos devuelve. La idea es similar al concepto hindú del “karma”. Nuestro destino no es definitivo, tenemos tantas oportunidades para reparar los daños que hemos hecho que la Rede nos empuja a luchar y a tener coraje para modificar nuestras acciones. Hemos elegido una vida en particular pero no podemos sentarnos a esperar. La Wicca nos empuja a a crear nuestra realidad. El Dios y la Diosa te procurarán experiencias para tu evolución pero tu trabajo es reflexionar sobre ellas y aprender. Llamar a las puertas de la Sabiduría. Espero que con este texto, las normas que rigen la Wicca hayan podido comprenderse fácilmente.
Bendiciones del Dios y la Diosa!