1 may. 2015

El pacto secreto de los amos del mundo

Publicado por elenross el 25 de julio de 2014

Estimados lectores de GranMisterio: hace ya tiempo que quería compartir con ustedes este llamado “Pacto Secreto”, aunque lleva ya varios años circulando por la red y seguramente la mayoría ya tendréis conocimiento de él. También es conocido como “pacto secreto reptiliano” o “pacto secreto Illuminati”, aunque en sus párrafos no haga ninguna referencia a quién o quiénes pueden ser sus autores, por lo que sólo podemos aventurar suposiciones.
Si me he decidido ha publicarlo en GranMisterio, aunque es fácil de encontrar en internet como acabo de decir, es con el fin de darlo a conocer entre los lectores que ignorasen su existencia, y al mismo tiempo me gustaría entablar un debate con todos ustedes: ¿Creen que es verídico? Si es cierto que es un plan secreto, ¿por qué o cómo salió a la luz? ¿Por qué al mismo tiempo que se exponen las artimañas de los conspiradores se dice lo que tenemos que hacer para librarnos de ellos? ¿Podría tratarse de un documento para despistarnos o manipularnos como al parecer lo fueron los Protocolos de los sabios de Sión? ¿O podrían ser las divagaciones de una mente ociosa que acabaron en internet como forma de entretenimiento de su autor? ¿Fue una maniobra más de marketing viral o algún tipo de estudio sociológico o de psicología social?
Sea cual fuere su origen, desde luego los paralelismos entre lo que expresa el texto y la realidad que estamos viviendo pone los pelos de punta.
Esperamos sus opiniones en forma de comentarios, un saludo.

Santiago Camacho escribió en la revista Más Allá: “En la conspiranoia de todos los tiempos siempre han existido textos supuestamente desvelados o filtrados por los grandes conspiradores, es decir, por aquellos en cuyas manos han estado los destinos de la humanidad. El más célebre de todos es sin duda Los protocolos de los sabios de Sión, una falsificación patrocinada por la Okrana, la policía secreta zarista, que consiguió popularizar a escala mundial la existencia de una conspiración judía internacional que, además, tuvo buena parte de culpa en las atrocidades cometidas por el III Reich.
Pues bien, el siglo XXI ya tiene su propio documento de estas características, que corre como la pólvora de ordenador en ordenador y suscita ríos de palabras en los foros de internet dedicados a las teorías conspirativas. Se titula El pacto secreto.
Por lo que sabemos, el texto apareció por primera vez en junio de 2002 en la página web de una consultora estadounidense llamada Bankindex. Automáticamente, Bankindex recibió una avalancha de peticiones solicitando información sobre este documento: “No sabemos quién es él o ella. El texto llegó a través de uno de nuestros formularios y su autor dejó una dirección de correo electrónico inutilizable”.
Como suele suceder en estos casos, el texto sugiere la existencia de una sociedad secreta que planea dominar el mundo. La similitud de este Pacto secreto con los Protocolos de los sabios de Sión es tal que incluso en ciertos foros neonazis ya hay quien ha atribuido la paternidad del Pactoa una conspiración judía, ya que desde su contenido se deduce que los conspiradores están unidos por algún vínculo de sangre.”

El contenido del Pacto es el siguiente:
“Nuestro Pacto creará una ilusión que será, tan grande, tan inmensa, que escapará a la percepción. Aquellos que la vean serán acusados de dementes. Crearemos frentes separados para impedirles ver la conexión entre nosotros. Nos comportaremos como no conectados, para guardar viva la ilusión.
Nuestro objetivo se logrará gota a gota, de tal manera que jamás seremos objeto de sospechas. Esto también les impedirá ver los cambios cuando ellos ocurran. Siempre estaremos arriba de su relativo campo de experiencia, porque nosotros conocemos los Secretos del Absoluto.
Trabajaremos juntos siempre y permaneceremos unidos por la sangre y el secreto. La muerte vendrá a aquel que hable. Mantendremos breves sus esperanzas de vida y sus mentes debilitadas, mientras pretendemos hacer lo contrario. Usaremos nuestro conocimiento de ciencia y tecnología en forma sutil de tal forma que ellos jamás verán
lo que está pasando.

Usaremos los metales, aceleradores de envejecimiento y sedativos en la comida, el agua y también en el aire. Los venenos se absorberán por su piel y sus bocas, estos destruirán sus mentes y sus sistemas reproductores. Por todo esto, sus niños nacerán muertos, y nosotros ocultaremos esta información.
Inyectaremos los venenos en la sangre de sus niños y los convenceremos de su ayuda. Desde temprano, cuando sus mentes son jóvenes los tendremos como objetivo, con lo que ellos más aman, las cosas dulces. Cuando sus dientes se deterioren, les llenaremos de metales que matarán sus mentes y robarán su futuro.
Cuando su habilidad de aprender haya sido afectada, crearemos medicinas que los harán más enfermos y ésta causará otras enfermedades para las cuales crearemos más medicinas aún. Les haremos dóciles y débiles ante nosotros, mediante nuestro poder. Crecerán deprimidos, lentos y obesos, y cuando ellos vengan a nosotros por ayuda, les daremos más venenos.

Nosotros enfocaremos su atención hacia el dinero y cosas materiales, así jamás se conectarán con su Yo Interno. Les distraeremos con la fornicación, los placeres externos y juegos para que jamás puedan ser uno con la Unidad del TODO.
Sus mentes nos pertenecerán y harán todo aquello que digamos. Si ellos se negasen, encontraremos maneras de usar técnicas de alteración de la mente en sus vidas. Usaremos el miedo como nuestra arma.
Estableceremos sus Gobiernos y estableceremos la oposición a sus Gobiernos. Poseeremos ambos lados. Siempre esconderemos nuestros objetivos, pero llevaremos a cabo nuestro Plan. Realizarán la labor para nosotros y prosperaremos de su trabajo.

Nuestras familias nunca se mezclarán con las suyas. Nuestra sangre deberá ser pura, siempre, esa es la fórmula.
Nosotros les haremos matarse entre ellos cuando nos convenga. Les mantendremos separados de la Unidad por el dogma y la religión. Controlaremos todos los aspectos de sus vidas, les diremos cómo y qué pensar. Les guiaremos suave y amablemente dejándoles pensar que se guían a sí mismos. Nosotros fomentaremos la animosidad entre ellos a través de nuestras facciones.

Cuando una luz brille entre ellos, la extinguiremos por medio del ridículo, o la muerte, lo que nos satisfaga mejor. Les haremos rasgar los corazones de sus pares y matar a sus propios niños. Nosotros lograremos esto, usando el odio como nuestro aliado, la ira como nuestro amigo.
El odio les cegará totalmente y nunca verán que desde sus conflictos saldremos como sus gobernantes. Estarán demasiado ocupados matándose unos a los otros. Se bañarán en su propia sangre y matarán a sus vecinos hasta el momento que lo consideremos propicio para nuestro ataque.

Nos beneficiaremos enormemente de esto, porque no nos verán, porque no pueden vernos. Continuaremos prosperando de sus guerras y sus muertes. Repetiremos esto una y otra vez hasta que nuestra última meta sea lograda.
Continuaremos haciéndoles vivir en medio del miedo y de la ira mediante las imágenes y sonidos. Usaremos todas las herramientas que tenemos para lograr esto. Las herramientas serán proporcionadas por su propio trabajo. Les haremos odiarse a sí mismos y a sus vecinos.

Siempre esconderemos la Verdad Divina ante ellos: que nosotros SOMOS TODOS UNO. ¡Esto es lo que ellos nunca deberán saber! Ellos nunca deberán saber que el color es una ilusión, siempre deberán pensar que ellos no son iguales entre sí…
Gota a gota, gota a gota, avanzaremos hacia nuestra meta. Tomaremos sus tierras, sus recursos y riquezas para ejercer el control total sobre ellos. Les engañaremos para aceptar leyes que robarán la pequeña libertad que tendrán. Estableceremos un sistema de dinero que les encarcelará para siempre, manteniéndoles a ellos y sus niños en deuda.
Cuando ellos logren reunir fuerzas, les acusaremos de crímenes y presentaremos una historia diferente al mundo, porque nosotros poseeremos todos los medios de comunicación. Nosotros usaremos nuestros medios de comunicación para controlar el flujo de información y su sentimiento en nuestro favor.

Cuando ellos luchen en contra nuestra, les aplastaremos como insectos, porque son menos que eso. Ellos estarán desvalidos de poder hacer algo, porque no tendrán ningún arma. Reclutaremos algunos de los suyos para llevar a cabo nuestros planes, les prometeremos la Vida Eterna, pero Vida Eterna que ellos nunca tendrán porque no son de los nuestros.

Los reclutas se llamarán “Iniciados” y se adoctrinarán para creer en falsos ritos de pasaje a los Más Altos Reinos. Los miembros de estos grupos pensarán que ellos son uno con nosotros. Nunca sabrán la Verdad. Ellos nunca deberán aprender esta Verdad, de lo contrario se volverán en contra nuestra.
Por su trabajo se les premiará con cosas terrenales y grandes títulos, pero nunca serán inmortales y nunca se nos unirán, nunca recibirán la Luz, ni viajarán a las Estrellas. Ellos nunca alcanzarán los Reinos Más Altos.
Los crímenes contra su propio género, impedirán el paso al Reino del Esclarecimiento. Esto nunca lo sabrán. La Verdad se ocultará en sus rostros, tan cerca que serán incapaces de enfocar hacia ella hasta cuando ya sea demasiado tarde.
Oh sí, tan grande será la ilusión de libertad, que nunca sabrán que son nuestros esclavos.
Cuando todo esté en su lugar, la realidad que nosotros habremos creado para ellos, los poseerá. Esta realidad será su prisión. Ellos vivirán en el autoengaño. Cuando nuestra meta esté cumplida, una Nueva Era de Dominación comenzará. Sus mentes se limitarán por sus creencias, las creencias que nosotros hemos establecido, desde tiempo inmemorial.
Pero si ellos alguna vez averiguan que son iguales a nosotros, entonces pereceremos. ELLOS NUNCA DEBERÁN SABER ESTO. Si ellos alguna vez averiguan que juntos pueden vencernos, tomarán la acción. Ellos nunca deben, en la vida, averiguar lo que nosotros hemos hecho, porque si ellos lo hacen, no tendremos lugar para correr.
Para ellos será fácil ver quiénes somos una vez que el velo que tienen se haya caído. Nuestras acciones se habrán revelado, sabrán quiénes somos, nos cazarán y ninguna persona nos dará resguardo.
Éste es el Pacto Secreto por el cual nosotros viviremos el resto de nuestro presente y las futuras vidas. Para esta realidad trascenderán muchas generaciones y esperanzas de vida. Este convenio se sella por sangre, nuestra sangre. Nosotros, los únicos que descendieron del Cielo a la Tierra.

Este Pacto NUNCA deberá, alguna vez, ser conocida su existencia. Nunca deberá, alguna vez, ser escrito o contado, sin tener en cuenta que la conciencia que generará soltará la furia del Creador sobre nosotros y seremos lanzados a las profundidades de donde venimos, y permaneceremos allí hasta el Fin de los Tiempos o la infinidad misma.”